La movilidad, un sector en auge para el Capital Riesgo de Grandes Empresas (CVC)

De todas las posibles inversiones con las que puede contar una startup, el Capital Riesgo de Grandes Compañías, más conocidos por sus siglas en inglés CVC, están adquiriendo terreno y relevancia en Europa en los últimos años, tendencia que lleva asentándose desde un tiempo atrás en Estados Unidos. Un informe realizado por Venture Beat nos muestra las tendencias de estas inversiones por volumen, países y sectores.

Corporate Venture Capital (CVC) se denomina a la inversión minoritaria que realiza una compañía grande en una empresa joven o nueva, que no cotice en bolsa por razones estratégicas o financieras.

Se trata de dinero inteligente, al igual que los Venture Capital. Ello, pues las inversiones suelen acompañarse de diversos tipos de apoyo no financieros. En ocasiones la compañía integra el consejo administrativo de la nueva empresa, colabora en la mejora de sus procedimientos y en la gestión interna.

Respecto a las motivaciones que pueden tener las grandes empresas para establecer un fondo CVC, destaca como primer factor y el más importante “la capacidad de hacer mucho dinero”. En segundo término, ubica los conocimientos de mercados que aún no han explorado los inversionistas, los que después pueden llegar a convertirse en oportunidades para estos.

Uno de los elementos diferenciadores entre un CV y CVC, es que éstos últimos poseen una gran capacidad para realizar due diligence a la hora de analizar una empresa, su estrategia y su negocio.

Los fondos de Capital de Riesgo Corporativo, se convierten así en una herramienta valiosa a la hora de fomentar el emprendimiento corporativo. Las empresas más exitosas del mundo lo desarrollan, porque de ese modo pueden atraer a personas valiosas que trabajan al interior de la compañía, quienes dejan de ser empleados para convertirse en emprendedores internos y aliados de la compañía. Pero también es fundamental conectarse con lo que sucede en la industria.

VOLUMEN DE NEGOCIO

En primer lugar, dentro del marco europeo y catalogado por volumen, destacamos de este capital riesgo una inversión de origen estadounidense, aunque con sede y registro en Europa. En cuanto a su tamaño, el 8% gestionan menos de 10 millones de euros; un 15% entre 10 y 50 millones de euros; un 23% invierten entre 50 y 100 millones de euros; un 31% se mueven entre los 100 y los 500 millones de euros; un 8% adicional se sitúa en los 500 y los 1.000 millones de euros y finalmente, un 15% gestionan más de 1.000 millones de euros. En el marco de la escena de inversión en startups, los inversores CVC representan el 11%, frente al 51% de los fondos VC.

PRINCIPALES PAISES INVERSORES

En 2016, Francia ha firmado 67 acuerdos que le han llevado a invertir más de 1.100 millones de euros, seguido muy de cerca de Reino Unido (61 acuerdos, 984 millones de euros) y Alemania (55 acuerdos, 710 millones de euros).

CVC EUROPEAS EN EL SECTOR DE LA MOVILIDAD

Con el panorama así, la movilidad y la carrera por el vehículo autónomo cambia rápidamente y no es sorprendente que un número considerado de fabricantes quieran mantener su posición mediante la inversión en tecnología o modelos de negocio innovadores. Más de 507 millones de € se han invertido en movilidad y scaleups relacionados con la automoción.

Una de las más destacadas a nivel general es Intel Capital, que invierte en un amplio número de industrias, entre ellas, el desarrollo de software de automoción, fabricación, cadena de suministro, la realidad virtual, y la Internet de las cosas.

Intel Capital invirtió junto con Renault y Robert Bosch en la francesa spin-off universitaria Chronocam, un proveedor de tecnología de visión por ordenador, para acercar los vehículos autónomos a una realidad próxima.

Intel tiene planes más grandes en 2017 y se une a la inversión en tecnología de vehículos autónomos, propiedad del consorcio de fabricantes de automóviles de Audi, BMW, Daimler y Porsche, que invirtió en la compañía de aparcamiento Evopark.

Volkswagen invirtió en Hubject, una plataforma “eRoaming” que tiene como objetivo conectar las estaciones de carga EV, fundada en 2012, cuenta ya con BMW, Bosch, Daimler y Siemens entre sus propietarios. 

PSA Peugeot Citroën ha invertido en Koolicar, que permite compartir o alquilar vehículos sin la necesidad de intercambiar llaves.

Daimler invierte en Blacklane con sede en Berlín, una plataforma que conecta los pasajeros y los conductores profesionales. Daimler también invirtió en las primeras semanas de 2017 en Tecnologías de Starship con sede en Londres, creador de robots de entrega de aspecto futurista.

Por otro lado, SNCF (compañía ferroviaria francesa) es uno de los inversores más activos CVC, en Europa invierten estratégicamente en las nuevas tecnologías y modelos de negocio innovadores en el espacio de la movilidad, con cinco ofertas por valor de 40 millones de €. Sus inversiones incluyen OnePark (estacionamiento), Allocab (conductor privado), y LuckyLoc (automóvil de alquiler).

La inversión más espectacular de la SNCF es Navya Tech, un fabricante de vehículos autónomos que embolsó 30 millones de € de otros inversores corporativos, Valeo (repuestos de automóviles) y Keolis (grupo de transporte).

En último lugar, cabe destacar la reciente aprobación de inyección de capital en el sector de las startups por parte del fondo creado por los fundadores de Skype, Atómico, de la que se espera un cifra de 765 millones de € para toda Europa, en la que España es uno de los enclaves de interés.

fuentes: Venture BeatsUniversia

Imagen: Automotive News

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s